Apropiándose de lugares destinados a la publicidad, Salamech ha conducido una serie de intervenciones por la ciudad de Barcelona. Cambiando los carteles de anuncios por sus propias obras, el artista de Montpellier regala a los peatones unas láminas en las que se mezcla el retrato colorista y expresivo con su divertido estilo de letras. Una nueva etapa en la que Salamech deriva el graffiti a un diálogo con la calle y sus normas. Vídeo producido por Finocchiaro Anthony.

Añadir un comentario

En este sitio se utilizan cookies para ofrecer una experiencia más personalizada.
Puede obtener más información de las mismas en nuestra "Política de cookies".