Una vez pasado el “ecuador” del festival Latido Americano, es nuestro deber hacer un breve seguimiento de los trabajos que se han ido desarrollando en Perú durante las dos semanas que lleva el evento en marcha.

Desde el opulento distrito de Miraflores hasta el populoso barrio de la Victoria pasando por la provincia de Callado, las calles comienzan a inundarse de color gracias al talento de artistas como Oz Montanía, Gleo, Lesivo o Saile.

Recordemos que hasta el día 30 de abril no se dará por finalizada esta edición 2017 de uno de los festivales de arte urbano más importantes de Latinoamérica. Confiamos en que nuevos trabajos a pie de calle sigan apareciendo hasta final de mes.

Fotografías por Ale Kai.

Añadir un comentario

  • Rodrigo

    que gran evento!