Guld Vittring habla con Montana World sobre la documentación de grafitis, el respeto a la naturaleza y el respeto a la cultura producida a kilómetros de los centros urbanos.
Se llama a sí mismo “El hombre más afortunado del mundo”, y si hemos de juzgar su vida a partir de las imágenes y los vídeos que publica, podríamos estar de acuerdo. Los espectaculares escenarios en los que se encuentra Guld Vittring parecen realmente inspiradores, y a través de su objetivo podemos apreciar el trabajo de los escritores en la naturaleza escandinava. Nos pusimos al día con él tras la reciente publicación del tráiler de su nueva película, “Kapitel 4“.


Guld Vittring es una cuenta de instagram pero también de Youtube. ¿Cómo podemos definir este proyecto y cuál es el significado de tu nombre?
Menos actitud, y más positividad y diversión en el graffiti. Quiero mostrar un lado más creativo y no tan destructivo del graffiti. 
Guld/gold es todo lo bueno de la vida. Viajes, amigos, pintura, naturaleza y fiestas. La palabra ʼguldvittringʼ también se refiere a los deportes.
Es cuando estás cerca de la medalla de oro. Puedes oler el oro.

Tu obra se compone de fotografía y secuencias de vídeo. ¿Qué intentas captar o transmitir con la imagen?
Intento pensar siempre diferente y buscar la perfección. Quiero llevarte allí, que sientas lo que nosotros sentimos estando allí. 
También captar el entorno, para mí eso es lo importante. La gente y el lugar. No las piezas.

“El graffiti es egoísta, sin duda. Yo pongo mis piezas en lugares donde creo que encajan. Otra persona seguramente pensará que no.
 Pero uno cuida lo que ama, ¿no? Así que siempre hay que ser amable con la naturaleza.”

En Guld Vittring vemos una visión del graffiti que en la mayoría de los casos se aleja del contexto urbano. ¿Qué significa el graffiti fuera de la ciudad?
Siempre me ha gustado la vida en los pueblos. Suecia es un país grande con poca gente. El problema es que toda la actividad y las inversiones políticas se concentran en las grandes ciudades. Si no eres de una gran ciudad, te consideran un don nadie.
Pero me gusta la gente y el ambiente, por ejemplo, en el norte. Es como la tierra olvidada, la tierra de los libres. Y me gusta contar sus historias.

En este tipo de graffiti, qué es más importante: ¿el hecho de que las piezas duren mucho más tiempo o el hecho de que permanezcan ocultas? ¿Que la foto obtenida sea mágica o la búsqueda de la experiencia mística?
Creo que es una mezcla de búsqueda de experiencia y de foto mágica. También soy una persona inquieta y siempre estoy dispuesta a explorar.

Algunas personas podrían pensar que el graffiti es estéticamente invasivo o incluso antiecológico en un entorno natural. ¿Qué les dirías?
Estoy de acuerdo, hasta cierto punto. El graffiti es egoísta, sin duda. Yo pongo mis piezas en lugares donde creo que encajan. Otra persona seguramente pensará que no.
 Pero uno cuida lo que ama, ¿no? Así que siempre hay que ser amable con la naturaleza.

Los mercancías son una práctica que se retrata con frecuencia en el proyecto gracias a los lugares remotos donde se puede practicar. ¿Qué peculiaridades crees que tiene practicar el graffiti en los trenes de mercancías en Suecia?
Para mí, los mercancías son un perfecto substituto de los trenes de pasajeros. Hay momentos en los que, por ejemplo, no puedes arriesgarte a que te pillen y a que te jodan.
Con los mercancías tienes las mismas vías, la atmósfera, el ambiente, la amistad y el formato de la pintura. A veces incluso un poco de adrenalina.

“Soy fotoperiodista y me encanta contar historias de todos los rincones y de la gente corriente.”

¿Crees que el graffiti sueco tiene características que lo diferencian de otros países? ¿Cuáles?
En cuanto al estilo, es difícil de decir. Como personas creo que somos muy tranquilos y sosegados.
Los renos, las auroras boreales, los fuegos artificiales. ¿Puedes explicar otras situaciones peculiares que hayas vivido en estas excursiones?
A mi amigo Wafle le atacó un ciervo mientras pintaba un puente de tren en el norte. Yo estaba pintando a la vuelta de la esquina y me asusté mucho cuando oí el ruido, pensando que era un oso. Pero cuando vi que el ciervo se escapó, me reí mucho.

¿Cuáles son los paisajes más impactantes que has presenciado y por qué?
Abisko, por el cruce del ferrocarril a través de las montañas, todo rodeado de auroras boreales. Pero también algunos cocheras maravillosas en Noruega, Austria y Eslovenia. Son paisajes alucinantes.

¿Tu trabajo fotográfico abarca otros temas además de Guld Vittring? ¿Cuáles?
Por supuesto que sí. Soy fotoperiodista y me encanta contar historias de todos los rincones y de la gente corriente.

¿Por qué te consideras el hombre más afortunado del mundo?
Jaja es una especie de juego de palabras ya que mi firma es lo contrario a tener suerte. También es una gran canción del artista sueco Chords.
“Debo ser el hombre más afortunado del mundo, ya que mucha gente está atrapada en un trabajo de nueve a cinco”.

Hablamos con Guld como parte de nuestro contenido especial centrado en la fotografía en el blog y en nuestro desafío en las redes sociales. Busca #mtnphotographymonth para ver todos los artículos relacionados con nuestros fotógrafos favoritos.

Añadir un comentario