Contorno Urbano se embarca en un proyecto para relanzar la figura y testimonio de Craig Castleman, autor del famoso libro “Getting Up”.


Muchos de los escritores de las generaciones más actuales no saben de su existencia, pero casi todos aquellos que tuvieron contacto con la escena previa al nuevo milenio conocerán al dedillo, o como mínimo la existencia, del libro “Los graffiti” (Getting Up), de un tal “Craig Castleman”.

Esta producción editorial, robada de tantas y tantas bibliotecas, explica las aventuras más épicas de los primeros escritores de Nueva York. El proyecto surgió como una idea de Craig Castleman. Profesor de Manhattan, se dedicó a transcribir las historias que explicaban sus alumnos, muchos de ellos participantes del movimiento del graffiti que gozaba de tremenda popularidad entre la juventud neoyorquina de los 80.

Aunque el libro fuera considerado en Europa una especie de biblia para los escritores, parece ser que no tuvo demasiado éxito en los Estados Unidos. Esto, sumado a la fuerte persecución del graffiti y su erradicación temporal del soporte metropolitano en la capital del mundo, hicieron que Craig se olvidara del asunto en la misma medida que los nuevos alumnos dejaron de interesarse por el “writing”.

Casi 40 años después, Contorno Urbano se ha embarcado en la aventura de encontrar a este importante personaje para difundir su testimonio a través de una serie de conferencias tituladas como «Castleman Tour”. Curiosamente y hasta la fecha, Castleman parecía ajeno a la importancia que su trabajo ha tenido en la expansión del graffiti mundial. Esto pese haber sido entrevistado recientemente, por ejemplo, por la revista holandesa Bomber Megazine.

Dos charlas y una mesa redonda fueron programadas durante la pasada semana, en distintas localizaciones, para presentar la figura de Craig Castleman a la escena del graffiti barcelonés. Una experiencia inolvidable para todos los que pudimos asistir, ya que pudimos acercarnos un poco más a los orígenes del graffiti a través de un testimonio tan auténtico y veraz como el suyo. Pero también fue una experiencia sin igual para el propio Craig, quien logró hipnotizarnos con la magia de sus relatos rescatados, convirtiéndonos por un momento en sus nuevos alumnos. Y esto era solo el principio.

Añadir un comentario

En este sitio se utilizan cookies para ofrecer una experiencia más personalizada.
Puede obtener más información de las mismas en nuestra "Política de cookies".